miércoles, 13 de septiembre de 2017

FIESTAS DE LERÍN 2017 (y IV)

Bien, pues aquí va esta cuarta y última parte de mi personal resumen fotográfico de las fiestas de este año.

Como dije, en esta última parte recojo unos cuantos momentos de la actividad taurina de las fiestas. Como en anteriores ocasiones pongo solo algunas fotos de las vacas de la plaza, no del encierro. Ya sé que hay mucha gente a quienes les gusta el encierro tanto o más que la plaza, pero qué se le va a hacer, yo disfruto más con los recortadores, y me resulta más divertido fotográficamente.

Ah, y ya puestos... Un comentario al hilo de los recortadores:

Creo que sería muy interesante y justo tener en cuenta la labor de los recortadores. Me da que hay mucha gente a quien se les han olvidado los años (muchos años, y no tan lejanos) en los que a la plaza no salía nadie. Absolutamente nadie. Pocas tardes recuerdo tan aburridísimas como aquellas. No me extraña nada que mucha gente perdiera la afición a las vacas. Durante años, era una tortura aguantar dos horas quieto y de pie para no ver más que un animal en medio de la plaza durante unos largos minutos, luego sacar al manso y volver a meterla. Y aquellas vacas costaban lo mismo, hubiera o no espectáculo. Y conviene recordar los comentarios generalizados: "Es que ya no hay afición, antes salía cualquiera con una manta" o "Si es que la gente ya no se juega la vida por dar dos capotazos"... Ah y también hay que recordar que entonces los "tablaos" estaban muchos días medio vacíos.

Bien, pues por fortuna, la afición caló en algunos jóvenes, y a los escasos recortadores que había en Navarra se sumaron los que venían de otras provincias, especialmente de Castellón, a hacer su "campaña" por la zona. Los pueblos se dieron cuenta de lo importante que eran para el entretenimiento y el espectáculo de la tarde, y se pagaba a gusto (no entro en la cantidad, pero entiendo que sería correcta para ambas partes).

Poco tiempo después, la cantidad y calidad de jóvenes recortadores de Navarra y alrededores es notable.
Y muy importante: A las vacas ya no sale a "torear", como antaño, gente con cierta afición y un valor directamente proporcional a la cantidad de patxarán y/o zurracapote trasegado.

Lejos quedan también aquellas memorables actuaciones con el cesto o "roscadero" de "Guripa"... o de Javier "Butrón" con Donato... o Labat y Albizu con el tablero... Y que tenían indudable mérito.

Ahora salen auténticos atletas que entrenan y se preparan durante todo el año para hacerlo mejor, con más seguridad y encima, más bonito.
Tienen una afición dificil de medir, y por ella se juegan la vida. Por desgracia en Lerín lo tenemos reciente.

Ya puestos, a todo esto conviene sumar que cuando hay recortadores la plaza está abarrotada de público. Público abundante que disfruta y que, ya de paso, participa en los sorteos de cada día de las fiestas y que nutren de una buenas perricas a las diversas asociaciones de Lerín.
Me parece pues un logro importante lo conseguido en los útimos años con los recortadores en Lerín.

A mi entender es de justicia atribuir buena parte del mérito para el éxito de esta actividad a Ibai Piudo, que en los últimos años, además de hacernos vibrar y emocionarnos con sus actuaciones, nos ha hecho más aficionados a quienes ya lo éramos y ha aficionado a muchos más.

Ahora en las plazas ya no se dan "mantazos" a lo loco, ni hay vacas solas paradas en medio de la plaza. Ahora hay espectáculo, arte, cabeza... Y piernas!!!

Aprovecho, de paso, para animar a la "Asociación Taurina El Tamarigal" de Lerín a seguir adelante en su actividad y a contribuir en poner en valor estas actividades. Les animo también a aumentar sus publicaciones en las redes, fotos, videos, programas de actuaciones, no solo en sus perfiles personales, sino en la página de la Asociación, para así convertirla en un punto de referencia y de información sobre el tema, incluso no solo sobre Lerín sino también, por qué no, sobre actos que se veyan a celebrar en localidades cercanas. Muchos aficionados suelen desplazarse a otras fiestas si sabe que va a haber buen espectáculo. Además hay circulando por la red videos y fotos muy interesantes de Lerín y de otros pueblos, protagonizadas por Ibai, que es parte importante de la asociación, y que no se han compartido en la página de la misma, y en mi opinión estaría bien hacerlo.
Cierto es que ya, según va acabando el verano, la época de mayor actividad de estos espectáculos ya va decreciendo, pero les animo a que tomen nota de la sugerencia para un futuro. Creo que para que una afición crezca hay que mostrarla.

Y finalmente, para terminar este comentario y teniendo en cuenta todo lo dicho anteriormente, hago una pequeña reflexión personal: No me entra en la cabeza lo que les han pagado a los recortadores. Especialmente los días de "no concurso".

Todos vimos lo que ocurría cuando los recortadores decidieron no salir a alguna vaca. Quizás animaría, a quien corresponda, a pensar en el sentido que tiene pagar la actuación de una vaca si no hay quien dé espectáculo con ella. Es como echar un balón a un campo de futbol y que no salgan los jugadores.

Desconozco lo que cobra, por ejemplo, un DJ, por pinchar música "enlatada", y ojo, si lo hace bien, mérito tiene, y merecido es pagar su justo precio, pero creo que hay cosas a las que hay que darles el valor que realmente tienen. Y nunca mejor dicho lo de "valor".

Venga, sin más historias, ya van las fotos!




VACAS

Ganado variado, como es habitual, con algunos ejemplares espectaculares que dieron buen juego.


























































































































































Y tras las fiestas, el día después del pobre de mí...

... Aquí hago un paroncillo para echar la memoria atrás.
Realmente me da cierta nostalgia recordar los años en los que ese día, entonces llamado "día de los ranchos", cuando cientos de lerineses y allegados, desde chavales a gente mayor, acostumbraban a comer en el campo.
Tertulias alrededor de calderetes y paellas. Los más mayores recordando episodios, chirgos o chandríos de juventud, los jóvenes intentando con mejor o peor fortuna sus primeros acercamientos amorosos... Los niños chapoteando en el río, haciendo "sopas" con ruejos planos y descubriendo nuevos bichejos desconocidos hasta entonces O intentando emular a los mayores y pescar algún cangrejo levantando piedras bajo el agua o rebuscando en los ladrillos chingolos que "misteriosamente" aparecían diseminados por el fondo del río.
Hermosos y divertidos momentos en los sotos. Qué coño, si ya casi no hay sotos! Y si los hubiera, está prohibido hacer fuego en ellos, así que habría que tirar de fiambrera (eso que ahora se llama "tupper") Y no, eso sí que no.
Vale, alguno dirá que todavía hay cuadrillas que va a comer a "la cabaña de..." (eufemismo para denominar a "el chalé de..."), pero aunque sin duda puede ser también divertidísimo, para mí, en mi viejunez, no es lo mismo.
En fin, mientras no nos falle la memoria... Disfrutaremos con los recuerdos.

Pues hala, que se hace tarde. Para rematar esta entrada taurina pongo el punto final con un torico de fuego.



 


 ----------



Originariamente, tenía pensado incluir al final de esta entrada un comentario sobre lo que me han parecido en general las fiestas de este año, desde un punto de vista totalmente subjetivo, claro, y de paso hacer alguna sugerencia por si puede aportar alguna idea para próximas ediciones, sin embargo, lo aplazo para mejor ocasión, que tiempo ya habrá para reflexiones.

A estas alturas de mes ya tengo casi listo el reportaje sobre las fiestas del barrio de La Cadena con el homenaje a la Virgen Blanca, así que en un par de días subiré una nueva entrada con algunas fotos de esos festejos, incluídas más foticos de vacas.

Hasta pronto.


----------



1 comentario: